Detrás de cada instalación, se encuentra un buen cuento - conoce a Bill y Linne

Después de considerar los costos y los beneficios de hacer el cambio a la energía solar por varios años, Bill y Linnea Boaz, quienes tienen experiencia en finanzas, instalaron un sistema fotovoltaico en Octubre del 2009. Los créditos fiscales y los descuentos en su tarifa domestica hicieron que el cambio fuera económicamente viable para estos residentes de SaddleBrooke. 

Antes de haber instalado su sistema fotovoltaico, Linnea se había dado cuenta de varias cosas que le parecían malgastadoras, y el no utilizar la luz del sol del sur de Arizona era una de ellas. Sin embargo, Bill dudaba del valor de la inversión pero decidió pedir presupuestos a varias empresas instaladoras en Tucson. 

Bill explica, “entrevisté a 4 empresas diferentes y TFS subió al tope de la lista de inmediato. Cuando el dueño de la empresa se presenta en tu casa para evaluarla, y en realidad es experto en su area, y puede contestar todas tus preguntas, es impresionante. También es genial saber que nuestro sistema fotovoltaico fue instalado por una empresa fundadora del Arizona Solar Standards Board, ya que puede ser difícil saber qué empresa hará un buen trabajo y cuales no,” dijo Bill.

“Vivimos en una comunidad de retirados y hay varias personas aquí que utilizan la energía solar, pero también hay muchos que no lo hacen.” Cuando le pregunta a sus vecinos si están considerando implementar energía solar, “muy seguido escucho que alguien responda, ‘estoy demasiado viejo, no viviré lo suficiente para recuperar la inversion.’ Y yo les explico que no lo están viendo de la manera adecuada. No se trata de recuperar la inversion, se trata de generar más con tus bienes. Tienes dinero sentado en el banco que solo te está generando 0.5% cuando, por el otro lado, puedes utilizarlo para adquirir un sistema solar que te retribuirá 12% más. ¿Donde más puedes encontrar un retorno exento de impuestos en el mercado de hoy en día?

Linnea añadió, “También hemos notado que el tener un sistema fotovoltaico en nuestra casa le agrega valor en los ojos de los compradores. Ya han habido ocasiones en las que gente nos dice que si algún día queremos vender nuestra casa, estarán interesados en comprarla.”

Linnea y Bill han descubierto algo que no esperaban con su sistema fotovoltaico. “Nos ha sorprendido, de manera positiva, que nuestro sistema genera más electricidad de la que esperábamos. Tenemos un sistema de 5.16 kilowatts y en los 18 mese que lo hemos tenido, ha sobrepasado el rendimiento estimado 15 de esos meses. Estamos viendo que cada mes, nuestro consumo de electricidad ha sido más bajo que el consumo del mismo mes del año anterior.”

Con créditos fiscales y los descuentos en nuestra tarifa domestica, el presupuesto funcionó y lo empezamos a tomar en serio. Soy un hombre al que le gustan los números. Tengo todos los datos en mi hoja de cálculo.
— Bill

“Ahora que estamos conscientes de cuanto consumimos, apagamos las luces y usamos atenuadores de luz. Ajustamos nuestro termostato. Aunque tenemos mucha electricidad gratis ahora, no la gastamos. Aun somos cuidadosos con como la usamos. Generamos tanta electricidad suplemental que la podemos usar en un jacuzzi, y usarlo grátis. Es chistoso, pensé que con tanta electricidad extra nos volviéramos un poco locos, prendiendo más luces, y bajando la temperatura del aire acondicionado, que la usáramos más. Pero no es natural para nosotros hacer eso. En general, somos bastante cuidadosos con el dinero, así que no hacemos eso,” Linnea dijo.

Bill compartió un concejo para los demás que estén considerando implementar la energía solar en su hogar, “investigue, hable con otra gente que lo ha hecho, y busque respuestas para todas sus preguntas. Después, prepárese para pagar casi nada en su tarifa domestica.”